¿El entorno puede cambiar a las personas?

“¿Qué sucede cuando se pone a personas buenas en un sitio malo?, ¿La humanidad gana al mal o el mal triunfa?”. Éstas son las preguntas que se planteaba el psicólogo estadounidense Philip G. Zimbardo y su equipo en 1971. Para responderlas reclutó a estudiantes universitarios para formar parte de un experimento que tuvo que ser cancelado tras tan sólo seis días de su comienzo debido a cómo afectó esa situación a los estudiantes.

El experimento consistía en emular las condiciones de una prisión durante dos semanas en los sótanos de la Universidad de Stanford. Todos los universitarios pasaron por un control psicológico y de 75 voluntarios se escogieron finalmente a 21. Todos ellos dando resultados dentro de la normalidad tras el control. Se dividió a los estudiantes aleatoriamente entre guardias y prisioneros.

Se buscó que el experimento fuese lo más real posible. Llegaron incluso a detener a los prisioneros en sus propias casas, sin aviso previo y fueron llevados a la policía.

El modo en que evolucionó el experimento sorprendió a todos. Te invito a ver el programa de Redes dedicado a este experimento. En él Punset entrevista a Zimbardo. Zimbardo nos da sus propias conclusiones acerca del experimento, de la naturaleza humana y el poder del contexto.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s