En muchas ocasiones los pensamientos son, eso, ‘pensamientos’

El mero hecho de que lo pienses, no implica que sea verdad

Tenemos millones de pensamientos en un día. Nuestro cerebro está activo, mandando señales de aquí para allá, las 24 horas. Y muchas de esas señales tienen forma de lo que llamamos, en psicología, pensamientos automáticos.


Algo importante que tenemos que saber es que no todos los pensamientos son significativos. Muchos de ellos son simplemente ‘cosas’ que se nos han venido a la cabeza.

Una buena parte de la psicología cognitivo-conductual consiste en analizar los pensamientos que nos hacen daño para poder trabajarlos y manejarlos. Aprendiendo, también, a que existen pensamientos que hay que verlos como lo que son: ‘pensamientos’.

Como ya habéis leído más veces por aquí: es mucho más importante cómo interpreto lo que me pasa y no lo que me pasa realmente. Como bien explica Álava Reyes en este vídeo.


Además, podemos aprender a diferenciar entre los Pensamientos Automáticos (o irracionales) con Razonamientos: un pensamiento, o serie de pensamientos, que tienen raíz en tu realidad, con tus objetivos personales, con tus valores…Algo a lo que le has dado ciertas vueltas y has llegado a una conclusión.

Seguro que puedes recordar alguna ocasión en la que te ha venido un pensamiento automático a la cabeza y, casi al momento, te diste cuenta que no estabas de acuerdo o que no tenías ninguna intención de actuar en consecuencia.

A veces le damos demasiada importancia a nuestros pensamientos por el mero hecho de haberlos «escuchado» o porque que han llamado nuestra atención, ese «Si viene a la cabeza es por algo…» no, no es así… y si lo vemos así probablemente le estés dando entidad a algo que no la tiene, aumentando tus niveles de ansiedad y malestar diarios.

Recuerda: «el mero hecho de que lo pienses no significa que sea verdad».